Browsing all articles in FLOSS

Durante estos días, y dentro del plan de análisis de distros ligeras para mi netbook, he estado probando en mi uso diario esta estupenda distribución: Jolicloud.

Realmente Jolicloud es algo más que una distribución, ya que está formada por dos partes, por un lado lo que podemos decir que es un escritorio en web alojado en “la nube” y por otra, el propio sistema operativo basado en Ubuntu, llamado Joli OS.

Vamos por partes ya que en primer lugar podemos registrar un usuario en la propia web de Jolicloud de manera que tenemos acceso inmediato a un escritorio en la nube y que por tanto será accesible desde cualquier lugar. En segundo lugar, cuando hemos instalado Joli OS se nos pide también ese usuario a partir del cual se accede pues a nuestro escritorio en web. Esto significa que podemos sincronizar nuestro escritorio en distintos ordenadores con la ventaja que ello conlleva.

Las aplicaciones pueden ser tanto nativas de GNU/Linux como aplicaciones web. Ambos tipos de aplicaciones son instaladas/referenciadas en el escritorio bajo un mismo aspecto con la diferencia de que si estamos conectados a Internet podemos acceder a todas, pero si no estamos conectados a Internet no estarán disponibles las aplicaciones que sean de acceso por web. Aunque hay dependencia de Internet en Joli OS, como GNU/Linux que es, se puede utilitzar de forma desconectada, aunque su principal rendimiento se consigue cuando se está conectado a Internet.

El entorno gráfico es sencillo y funcional, realizado con HTML5, interpretado por un navegador muy ligero como Chomium, al cual también se le pueden instalar plugins. A los 5 minutos de estar jugando con él ya se realizan las principales cosas.

Destacar su velocidad, ya que realmente no carga nada de entorno gráfico, ya que es la própia aplicación web lo que es el escritorio. Áún así se puede acceder a aplicaciones nativas a través del entorno, a partir de las carpetas “Local Apps” y “Local Settings” desde donde se puede realizar cualquier tarea de configuración e incluso instalar software que no pueda ser instalado desde las opciones especiales de instalacion de aplicaciones.

Aunque se me hizo extraño al principio el uso de este entorno, la realidad es que se me ha hecho muy fácil utilizarla, es muy ágil, sirve perfectamente para un usuario medio con necesidades de navegar por internet, ofimática básica e incluso alguna función más avanzada. En mi neetbook Asus EeePC 1015PEM ha funcionao muy bien, pero también ha funcionado aceptablemente bien en un portatil de más de 5 años que tenía verdaderos problemas para ejecutar una Ubuntu clásica con Gnome.

En resumen, una opción recomendable, aunque ya hace tiempo que se publicó la presente versión y está pendiente la publicación de una nueva herramienta que tendremos que analizar.

Después de esta prueba, voy a decantarme por probar una distribución con uno de los escritorios más de moda actualmente por su ligereza: LXDE.

Iré comentando mis experiencias.

Ando desde hace unos días buscando una alternativa ligera para mi netbook Asus EeePC 1015PEM. El pobrecito venía de serie con “otro” sistema, pero lo primero que hice fue instalarle la distro que habitualmente uso, una Ubuntu. Con ella he estado varios meses sin calentarme mucho más la cabeza, pero la verdad es que claramente no va todo lo fino que debería: tarda en arrancar, los programas le cuestan en cargar y en general no es ágil.

Sabía que existían varias opciones así que me he puesto a investigar para ver el “estado del arte” con el objetivo de probar diferentes en mi netbook.

A poco que te pones a mirar te encuentras varias opciones interesantes, pero con diferentes sabores. Por ejemplo te encuentras con Jolicloud, que es una distro GNU/Linux pero con una especial apuesta por la nube. También te encuentras con distros hechas específicamente para los procesadores Atom, en concreto Meego, resultado de la unión de Maemo y Moblin, de Intel y Nokia, según lo que he leido muy rápida, pero que es un proyecto descontinuado en favor de un nuevo sistema llamado Tizen que estará disponible en el primer cuatrimestre de 2012 y que promete estar basado en HTML5, por lo cual también huele a nube.

Otra opción son las distros de siempre, Debian, Ubuntu, Fedora, Suse pero con escritorios más ligeros, de entro los cuales LXDE se está destapando, frente a XFCE como una de las opciones interesante. También las distro basadas en las mencionadas, como Mint que según DistroWatch ya está por delante de incluso Ubuntu, derivado de Debian como muchos sabran.

Y en esto estoy, justamente probando Jolicloud desde hace unos días, y la verdad, de momento, mi valoración no puede ser mejor, aunque creo que más por lo ligero de su funcionamiento, que por las características de Cloud, porque al final, de alguna forma, ya usando Dropbox y Google Docs, más otros servicios, ya estoy usando a estas alturas muchos servicios en cloud.

Espero en próximos días, poder ir vertiendo aquí mis experiencias en Jolicloud, así como las diferentes distros que vaya probando.